Este Viernes que paso, Guatemala ha entrado convertirse en un “Tercer País Seguro“ para efectos migratorios, a través de un acuerdo de cooperación con EEUU.

El acuerdo establece prácticamente que los Nicaragüenses, Hondureños, Salvadoreños o cualquier otro que pasen por Guatemala rumbo hacia los EEUU deberá pedir asilo en Guatemala, y permanecer allí, mientras EEUU evalúe su pedido. Tambien, el país Guatemalteco se compromete a no retornar ni expulsar a solicitante alguno ni a cualquiera que los EEUU decida enviar al territorio Guatemalteco mientras la solicitud esté en proceso.

Asimismo, la Administración Trump se compromete a incrementar el acceso de Visas de Trabajadores temporales H-2A a trabajadores del campo de Guatemala.

Según este acuerdo, el pacto no aplicará a los solicitantes de protección que son ciudadanos Guatemaltecos, o a quienes siendo apátridas, residen habitualmente en Guatemala. Ademas, podrán seguir solicitando asilo en los EEUU menores no acompañados.

Hay que destacar que este convenio entre estos 2 países : Guatemala y EEUU, llega casi dos días después de que un Juez Federal de una Corte de California emitiera un fallo preliminar en contra de la regla temporal del Presidente Trump, que negaba el asilo a los inmigrantes si esto no lo solicitaban en un Tercer País Seguro.

Para finalizar, se desconoce por ahora cómo y cuándo el acuerdo entrará en vigencia.